7 normas de seguridad que debes enseñarle a tu hijo desde pequeño No calificado

Una de las principales preocupaciones de cualquier padre es que a su hijo le pueda ocurrir algo malo. Desde que el bebé nace, los padres se preocupan por garantizar su seguridad física y emocional. De hecho, se ha comprobado que tanto en el cerebro de las madres como en el de los padres ocurren cambios dirigidos a priorizar el cuidado y la protección del pequeño.

Si bien es importante no asumir un estilo educativo sobreprotector y aprensivo, no es menos cierto que debemos asegurarnos de que nuestros hijos puedan protegerse solos porque a medida que van creciendo y ganan independencia tendrán que separarse de nosotros.

A continuación te dejamos 7 tips básicos de seguridad para que los niños aprendan a protegerse:

  • No abrir la puerta cuando está solo en casa: Tu hijo debe saber que, si alguien llama a la puerta y está solo en casa, no debe abrir. Tampoco es conveniente que responda al citófono.
  • Pedir ayuda si lo acosan: El bullying ocurre a edades cada vez más tempranas, por lo que es importante que hables del tema con tu hijo. De hecho, los niños solitarios y tímidos suelen ser las víctimas preferidas de los acosadores. Por tanto, explícale que, si otro niño se burla de él, lo humilla o lo agrade físicamente, debe pedir ayuda. Es importante que comprenda que pedir ayuda no es símbolo de debilidad sino de inteligencia. El acoso es algo que no se debe ocultar.
  • No permitir que lo toquen: Desde pequeño, el niño debe saber que su cuerpo es suyo, y que los demás no tienen derecho a tocarlo. Los besos, las caricias y los abrazos están dirigidos a las personas que conoce y quiere, con las que ya mantiene cierto grado de intimidad. Por eso es importante que nunca le fuerces a besar o abrazar a personas que no conoce. Explícale además que hay ciertas partes del cuerpo que los demás no pueden tocar, ni siquiera las personas de más confianza, y que si algo así ocurre, debe negarse y decírtelo inmediatamente.
  • Memorizar la dirección de casa y el número de teléfono de los padres: Basta un segundo para perder de vista a tu hijo, sobre todo entre una multitud de personas. Por eso, es importante que le expliques que, si se pierde, no se mueva del lugar donde está. También puede pedirle ayuda a un adulto, preferentemente a otros padres con niños. En esos casos, es conveniente que sepa de memoria la dirección de casa y tu número de teléfono.
  • Cruzar la calle mirando siempre a ambos lados: Para evitar un accidente vial, lo más conveniente es que enseñes tu hijo a cruzar la calle con seguridad. Explícale que siempre debe cruzar por el paso de cebra y respetando los semáforos. Aún así, antes de cruzar debe mirar a ambos lados de la calle para cerciorarse de que no hay autos o están detenidos.
  • No irse con alguien que no conoce: Tu hijo debe tener claro que, si alguien le pide que vaya con él, no debe acceder. Aunque esa persona le diga que es amigo tuyo, jamás debe fiarse y, por supuesto, no debe subir al auto de un desconocido. Por eso, es conveniente que siempre lo recojan los padres o abuelos. Explícale que en alguna ocasión puedes llegar tarde, pero que debe esperarte.
  • Aprender la diferencia entre los buenos y los malos secretos: En muchas ocasiones los acosadores o pederastas juegan el “arma de los secretos” con los niños. Explícale a tu hijo que existen secretos buenos y malos. La regla es que no debe ocultar todos aquellos secretos que le hagan sentir incómodo, le asusten, le entristezcan o le preocupen. Debe contártelos, sabiendo que no le vas a regañar.

Fuente: Etapainfantil.com

Califícanos

Comments

comments